El Branding Personal no convierte una calabaza en carroza

ProductoEstamos a punto de terminar el año y, como suelo hacer siempre, tras el post del viernes aparcaré este blog hasta después de Reyes. Pero quiero hablar de una serie de consultas recurrentes relacionadas con la oferta, el producto o la relevancia profesional que suelen hacerme cuando imparto un taller o una conferencia .

Estamos tan bombardeados con la utilización de Redes Sociales para ser conocidos, con la obsesión por la visibilidad en el mundo real y el “irreal”, con “convencer” a los buscadores para que nos pongan en un lugar de honor que es fácil olvidarse que todo eso es inútil si no hay algo sustancioso detrás.

Hemos entrado en una carrera de la rata dospuntocero en la que no hacemos más que correr pero hemos olvidado la razón por la que lo hacemos. Y aunque parezca muy materialista o prosaico, desde el punto de vista profesional (no hablo del personal o privado) el objetivo final es que te elijan, te compren y te paguen. Cuando eso funciona, es el mejor indicador de que las cosas van bien.

Tener muchos “followers”, visitas y “amigos” en tus sitios pero no generar ni un céntimo de ingresos o una propuesta profesional es como hacerse un análisis y tener perfectos el colesterol, los triglicéridos y el peso porque no paras de moverte pero apenas comes.

Normalmente, cuando acabo una charla o un seminario, suelen acercarse algunas personas que no se han atrevido a hablar durante la sesión y me cuentan sus proyectos. Me dicen que esto de la Marca Personal está muy bien pero que creen que no les va a servir para mucho. Cuando me dicen a qué se dedican o me describen su modelo de negocio, yo suelo estar de acuerdo con ellos.

Lo que ocurre es que no hay Marca Personal que pueda convertir tu calabaza en carroza. El problema no es que el Branding Personal no sea útil sino que tu proyecto o su profesión no tiene demanda, ha quedado obsoleta o hay mucha competencia que te supera. Y cuando eso ocurre, cuando tu oferta o propuesta es irrelevante, de poco va a servir que hagas una gestión impecable de tu Marca Personal, como bien saben en KODAK, NOKIA u Olivetti, grandes marcas con productos desfasados.

Una Marca Personal te ayudará a vender más, a aumentar tu valor o a multiplicar tus opciones siempre y cuando tengas algo valioso y bueno que ofrecer. Si profesionalmente te has quedado obsoleto, eres sustituible, caro, tus estándares están por debajo de la media y/o no te has puesto al día, ni el Branding Personal ni el sacrificio de cuarenta cabras ante el dios Ra te va a servir de mucho.

Pasión

Uno de los tópicos que más nervioso me pone en este mundillo ultrabuenista del que algunos han sabido aprovecharse sabiendo que hay ingenuos dispuestos a pagar una pasta indecente por tener una taza con una frase coheliana es el de hacer lo que te apasiona.

Pues mira, yo soy de los que piensa que debes luchar por aquello que te gusta y en lo que crees. Pero hay algo más importante que todo eso y es salir adelante y pagar las facturas para que tu familia pueda seguir adelante.

Alguien debería decir que por mucho que te apasione la acupuntura para gatos quizás ni hay demanda ni puede que seas suficientemente bueno como para vivir de ello.

Yo más bien pienso que en todo lo que hacemos hay algo bueno y algo no tan bueno. Hasta en el trabajo más aburrido, duro o desagradable hay una parte positiva y hasta los trabajos más geniales pueden acabar cansándote.

Por lo tanto, lo de la pasión está fenomenal, pero no debería ser ni el principal ni mucho menos el único criterio para hacer algo por lo que te puedan pagar.

¿Cómo puedes ganarte la vida con lo que te apasiona? o mejor aún ¿Cómo puedes apasionarte con lo que te permite ganarte la vida?

Necesidades

Una de las consecuencias de lo anterior… y de demasiadas películas americanas es que hemos llegado a pensar que hagamos lo que hagamos siempre habrá alguien que nos lo comprará. Y no te digo que no, pero quizás nunca llegues a encontrártelo o a establecer contacto jamás.

Me han contado proyectos delirantes, que no se sostienen porque claramente no hay nadie que pueda necesitarlo. Vale, ahora me contarás las diez meteduras de pata de gente muy lista que dijo que los ordenadores serían para una minoría o la gente preferiría los caballos a los coches. Pero no es eso. Aquí de lo que se trata es de que tengas algo que claramente pueda mejorar la vida de alguien o, al menos, hacérselo creer como ocurre con las Power Balance, o con algunos partidos políticos.

Como profesional ¿Qué necesidad satisfaces? ¿Qué ganan quienes te contraten?

Cualidades

Otro de los factores que me encuentro en muchos profesionales es que pretenden vivir de las rentas de algo que aprendieron años o décadas atrás. A veces algunos se enfadan porque se dan cuenta de que el Branding Personal no les va a poner al día profesionalmente. Lo que no entienden es que eso es algo que depende de ellos y que además requiere tiempo y esfuerzo.

En todas mis intervenciones siempre, siempre digo que si pensamos como empresas YO S.L. siempre, siempre debemos tener nuestro propio “departamento” de I+D. Eso implica mantenerse al día o mejor aún, tratar de ir por delante de los demás. Y si nuestra oferta va a quedar desfasada, empezar a reaccionar mucho antes de que nos pille el toro.

¿Qué cualidades tienes y como puedes combinarlas? ¿Qué necesitas o te gustaría aprender para aumentar tu valor? ¿Dónde puedes ponerte al día del modo menos costoso posible?

Conclusión

Empiezo a pensar que esto de decir que sin un buen producto, oferta o trabajo es imposible dejar una Marca Personal memorable, profunda y valiosa es como predicar en el desierto frente a aquellos que se empeñan en dedicar todo el esfuerzo en la visibilidad y la notoriedad (que son condición necesaria pero muy insuficiente). Pero seguiremos insistiendo… un año más.









Compartir esta publicacion