Ni comen ni dejan comer

Hace ya bastantes meses que me muerdo la lengua y no me meto con determinados profesionales de Recursos Humanos pero llega un momento en que tengo que saltar.

Me ha escrito un amigo bloguero al que le interesa el Personal Branding y que ha tratado de explicarselo a un compañero, jefe de RRHH. A continuación, os pongo su comentario que creo que refleja perfectamente lo que piensan muchos profesionales que me voy encontrando de ese departamento.

Pues tengo un compañero, que es jefe de RRHH y cuando le comenté el tema del branding personal, me dejó caer aquello de: “mientras no sea para que la gente se crea especial y cree problemas”… era evidente que lo veía más como una amenaza, en lugar de una oportunidad para que los propios profesionales se definan y autoseleccionen, por ejemplo, con todo el ahorro implícito que le supondría.

Claro, como todos sabemos, aquí de lo que se trata es de que la gente no se crea especial, lo ideal es que se sienta inutil, prescindible. No se puede permitir que un profesional sea consciente de que puede ser mejor pagado y más valorado en otro sitio o trabajando por su cuenta.

Nada, nada, hay que conseguir que los “empleados” vayan besando el suelo por el que pisan algunos responsables de RRHH como el que me comenta mi amigo. Como si fuesen ellos los que te pagan el sueldo…

Aunque parezca contradictorio, algunos responsables de personal odian las Marcas Personales, lo que quieren son Marcas Blandas, perdón, quiero decir Blancas. Si tuviesen que elegir entre Recurso y Humano, estoy seguro de que elegirían lo primero porque lo otro es un rollazo.
Y eso es lo mejor para las empresas y para los empleados ¿verdad? Bueno, al menos eso piensan en las fábricas de zapatillas y juguetes de China.

Entonces les entra el acojono y no saben para donde tirar. Como dice mi madre, les vienen los “ay, ay, ays y las madres mías“: Tres ejemplos, primero, segundo y un tercero (absolutamente espectacular, de los de “es que la juventud de ahora ya no tiene valores”) que demuestra lo perdidos que están.

Como bien dice otro colega, Cesar sobre los responsables de RRHH,

Un mercado de profesionales con Marca Propia es uno donde ellos son consumidores y no ofertantes, y ese es un cambio de punto de vista que muchos ni querrán ni podrán asumir.

Aunque yo diría que ahora es realmente cuando ellos son los ofertantes, cuando tienen que salir a vender un producto. Pero como a los vendedores de coches en las pelis americanas, nadie les cree.

Y luego te vienen con el rollo de que las personas son lo más importante de la empresa. Dime de que presumes y te diré de que careces.

Para cortarse las venas…








Compartir esta publicacion